viernes, 20 de noviembre de 2009

Los Carteles en la Guerra Civil Española

La Guerra Civil española sirvió de inspiración a toda una generación de artistas e intelectuales. Por desgracia, la actividad artística que se produce en España entre 1936 y 1939 atiende a exigencias extraculturales, ya que sus raíces estan en lo social y en la propia la guerra.

Debido a la extrema politización de la cultura, nos encontramos con un arte de tendencia, donde cualquier planteamiento fuera de lo político era rechazado. Así, el arte se dispuso a informar y a formar, tomando partido. Podemos decir, de modo general, que el arte durante el conflicto fue un arte de propaganda. Estas nuevas exigencias trajeron numerosos cambios formales, el surrealismo y los últimos restos del cubismo desaparecieron, dando paso al realismo y a la sencillez expresiva como estilo dominante.

Los organismos políticos estimularon la publicación de carteles y hojas ilustradas de propaganda, boletines, etc., que exaltaban el espíritu y el sentido de la lucha. Las publicaciones que más destacan en la zona nacional son Vértice y Jerarquía, ilustrando sus números Teodoro y Álvaro Delgado, José Caballero y Carlos Sainz de Tejada. En la zona republicana se publica Hora de España y Mono Azul.

Las exigencias propagandísticas y de formación política de las masas exigen cuadros, grabados, esculturas y productos artísticos monumentales, siendo el cartel la manifestación más completa y ajustada para ese fin.
El cartelismo se desarrollo mucho más del lado Gubernamental, alcanzando gran diversidad de estilos y planteamientos revolucionarios.

Grandes y reconocidos artistas de la época, como Rafael de Penagos, Parrilla o Josep Bardaso se dedicaron al diseño de carteles, sin embargo de entre todos ellos destaca Josep Renau, ya que fue el primero en plantearse la función social de su producción e influido por el cartelismo soviético posrevolucionario, utilizó la técnica del fotomontaje. En general los carteles del bando republicano están muy mediatizados por la personalidad de su autor, los cuales ponían toda la pasión y la fuerza que estaban viviendo en esos momentos, siendo el dibujo simple y poco terminado, como a brochazos, y la gran fuerza expresiva el común denominador de todos ellos.

El Archivo General de la Guerra Civil Española conserva una de las mejores colecciones de carteles de la guerra civil existentes en el mundo. Especialmente rica y completa respecto a los producidos por la República, ha sido ampliada posteriormente con la incorporación de otros carteles significativos editados en su día por el bando nacional. Dichos carteles ya se dieron a conocer a través de la publicación en formato CD-ROM realizada por el Ministerio de Cultura en dos volúmenes (el 1º de ellos en el año 2002 y el 2º en 2005). En la actualidad la colección consta de 2.280 carteles que pueden ser consultados a través de esta base de datos http://pares.mcu.es/cartelesGC/AdminControlServlet?COP=6

2 comentarios:

JorgeFS dijo...

Un tema interesante el de la cartelería. Y más interesante si cabe el enlace a la colección del Ministerio. No la conocía y sé de algún compañero de trabajo al que le va a encantar. Hace un par de años habíamos hecho una exposición en el Instituto sobre este tema y despertó bastante interés.

Descubre Irlanda/Vive lEmpereur! dijo...

Vive l'Empereur!

¡Bienvenido/a lector/a! Esta aventura por recorrer el Mundo de la mano del Emperador Napoleón Bonaparte (1769-1821) nació el 30 de Abril 2009, día en el que además, Napoleón vendió Luisiana a los Estados Unidos por 80 millones de francos.

http://vivelempereur.blogspot.com/