sábado, 13 de julio de 2013

La defensa de Zaragoza vista por artistas extranjeros.


El 9 de julio de 1813 Zaragoza es liberada y el ejército francés abandona la ciudad. El Ayuntamiento maño, junto con diversas asociaciones de vecinos y culturales, y el regimiento de Pontoneros sito en la capital aragonesa, ha organizado cinco días de actos con un interesante programa de conferencias, visitas guiadas y recreaciones históricas,  que junto a las exposiciones que actualmente se encuentran en marcha, servirán para recordar ese dramático episodio de la historia de la ciudad. 


Desde este blog me quiero sumar a este aniversario, con una propuesta distinta: Ya que en su día tratamos los “Sitios de Zaragoza” a través de la pintura de artistas españoles como los hermanos Álvarez Dumont o Marcelino Unceta, he pensado en revisar aquellos hechos desde el punto de vista del “enemigo”, con una selección de seis obras de pintores extranjeros, que bien sea por encargo o por propia voluntad, plasmaron en su día el horror de una contienda como la que asoló la capital aragonesa.


El cuadro titulado “Les Défenseurs de Saragosse, fue pintado en 1893 por el artista francés Maurice Orange (1867-1918). Actualmente se encuentra en el Museo Thomas Henry de Cheburgo (Francia), y como curiosidad reseñar errores apreciables en el mismo, como la bandera que portan los defensores.


La obra “Szturm na mury Saragossy” (Asalto a Zaragoza) fue pintada  en 1845 por el artista polaco January Suchodolski (1797-1875), quien combatió en la Guerra de la Independencia junto con las tropas de este país –aliado de Napoleón-, a las órdenes del general Krasinsky. Su localización actual es el Museo Narodowe en Varsovia (Polonia).


El barón Louis-François Lejeune (1775-1848), pintó en 1827 la obra titulada “Episode du siège de Saragosse: assaut du monastère de San Engracia, le 8 février 1809”. Lejeune participó activamente del Sitio de Zaragoza, con el grado de  coronel del ejército francés. Su localización es el Museo Nacional del Castillo de Versalles.




Bajo el título de “The Defence of Saragossa”, el pintor inglés David Wilkie (1785-1841), pintó en 1828 una escena de corte neoclásico con los sitiados zaragozanos como protagonistas. Wilkie fue un pintor atento a su época, y muchas de sus obras tienen por motivo la Guerra de la Independencia española. Este cuadro pertenece a la Colección Real de los Windsor.


Por último, no podía faltar uno de los cuadros más conocidos, el del artista victoriano Harold Hume Piffard (1895-1938) titulado “Saragossa”, y que se encuentra expuesto en la Queen´s Gallery de Londres.